Jóvenes en la política

Jóvenes y política, esas dos palabras son algo contradictorias para tenerlas juntas. Es valida reflexionar sobre este asunto. Porque de esto depende que una nación cambie hacia lo mejor, que evolucionemos correctamente. Escribo sobre la percepción de un simple mortal, no soy ni político ni nadie con un coeficiente superior al de la mayoría. Pero con frecuencia me hago estas interrogantes.

Sin pensar mucho, me parece inapropiado mezclar este tema con los jóvenes, que están en un proceso de crecimiento, pero de inmadurez, ante temas tan importantes como el de la conducción de un país, pero por experiencia propia he vista como personas adultas no pueden poseer las condiciones necesarias para ocupar caragos que no deberían tener a su cargo.

Algunos jóvenes que conozco, han dado signos de ser más responsables que incluso ancianos, destacándose en trabajos tan serios como los de policías, ingenieros, científicos, cerrajeros castelldefels, que son de gran importancia sociales, porque entonces no ser también políticos. Pero los jóvenes sin que resulte un misterio tienden a actuar de manera espontánea e impetuosa que no siempre es la manera de llevar las cosas, mucho menos en asuntos que repercuten en miles más.

La política es un tema muy sensible, que toca a muchos sectores, que afecta la vida de muchos otros. No creo que deban tener un protagonismo total pero si deben tener una participación activa en todos los aspectos del país, sin dejar de un lado la política.

Lo preocupante es lo viciado que esta este mundo, cuando un joven se inclina hacia alguna corriente política, se logra amoldar a los viejos militantes de un partido político, generalmente no comienzan desde cero, sino que copian los que ya existen. Porque si lo hacen no serán aceptados por el resto del habitantes de un país por todos los prejuicios existentes.

Los jóvenes tienen el derecho y las capacidades de opinar y dedicarse al mundo político si así lo desean, pero es bueno advertirles que no está nada fácil a lo que se van a enfrentar, un ambiente donde deberían imperar la moral y las buenas costumbres, está viciado de ventajismos, para el aprovechamiento propio por encima del común que es el objetivo de la política.

No existe una formula creada para mantenerse limpio, pero el fundamento familiar de educación es importante para que cualquiera se mantenga alejado de los delitos, que crees serán disfrazados por altos cargos políticos, no hay un cerrajero sabadell que te mantenga alejado de las tentaciones de la baja moral. Solo dependerá del mismo joven si para lo que lo apasiono un día convertirse se ha perdido en el camino.

Es la vida única del individuo la que se verá afectado sino la de tu familiares más allegados y menos allegados, todo se pone en juego, es válido una correcta educación política para estos jóvenes que serán los que veremos actuando en nuestra vejez y en la vida de sus propias generaciones.

No solo son los conocimientos, es la integridad de total de un individuo lo que marca la diferencia

error: Content is protected !!